Buscar en archivos de Mambí en Acción

sábado, 14 de marzo de 2009

Separación


Han jugado con tu vida y con tus nervios
llevándote a tomar el camino del destierro
Aunque quiero no puedo acompañarte.
Otras fuertes razones me retienen.
Soy un temblor, un miedo
indescifrable clavado en mis huesos...
La noche cae sobre mi rostro
anunciando un siglo de distancias,
de tempestades y de abismos...

Siento cómo la sinfonía
que hasta ayer nos arrullaba,
se pierde en las pupilas de la nada
mientras la brisa del invierno
se aloja en mis entrañas...

Cómo decirte que este miedo
se queda conmigo anunciando
una lluvia eterna de imposibles...
Una tierna manito se alzará en el espacio
y no podrá tocarte ni sentirte cerca,
no podrá decirte: " papá, ven a jugar conmigo"
Crecerá con la angustia de tu ausencia
y preguntará por ti y no sabré qué decirle.

Ay, amor, aunque me lleguen fotos;
¡¿Cómo acostumbrarme a vivir sin ti?!
¿Quién podrá llenar este vacío que me dejas?
¿Quién en mis mañanas
me despertará con una sonrisa
y una taza de café entre las manos?
¿Qué hacer cuando llegue cansada
y me falte tu hombro para renovarme?

Amor, te vas, aunque te quedas aquí.
la vida persistirá en separarnos,
sé que ya nada será igual,
quizás nos perderemos,
y nuestra historia quedará inconclusa,
y unos ojitos inocentes
exigirán que le explique la tristeza
de este nudo sembrado en mi garganta.

Aunque me mandes tu barco cargado de tesoros,
aunque me escribas y me llames a diario
nadá podrá evitar el silencio que habitará
en estas paredes que a partir de hoy
estarán huérfanas de ti y de mí misma.

Dime, amor, ¿cómo le hago...
cómo le hacemos
para vivir tan separados?

Esperanza E. Serrano.
Isla de la Juventud
Cuba, abril 1988

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails