Buscar en archivos de Mambí en Acción

domingo, 31 de agosto de 2014

Por falta de justicia social #Cuba

Barcelona/ Mambises en A/ En las calles de Cuba y en particular en La Habana, se pueden ver ancianos y personas con trastornos mentales que no tienen dónde vivir, abandonados por familiares y desamparados por el gobierno cubano, que pernoctan en parques y otros lugares públicos.

Varios de estos ancianos recogen latas, pomos, botellas y otras materias primas en la basura y en los alrededores de las calles de la Playa de Guanabo, en el municipio de La Habana del Este.

Un grupo de ellos que pudimos apreciar en un parque de esta playa, cerca del Disco Arena, utilizaban un niño para que vendiera todo lo recogido.

Acostumbran a sentarse cerca de la tienda del parque de Guanabo, donde esperan que algún turista o visitante nacional que salga del establecimiento le de alguna limosna.

Ellos muestran su cara de necesidad, de total abandono y lo que es más, de hambre. En particular uno de ellos estaba sin camisa y con unos zapatos rotos y algunas personas le daban monedas y cosas de comer, que ellos comparten entre sí.

Esta es la verdadera cara de la Cuba de hoy.

Informó desde La Habana, Cuba, Judith Muñiz Peraza, Red Cubana de Comunicadores Comunitarios.

Sin importar la vida de las personas #Cuba

Barcelona/ Mambises en A/ El edificio que se encuentra ubicado en la calle Máximo Gómez esquina a Pepe Antonio, en el capitalino municipio de Guanabacoa, Cuba, está en visible peligro de derrumbe, aunque en los altos hay varios apartamentos en los que viven familias completas.

No obstante en la planta baja hay una tienda en cup (moneda nacional), “Los Precios Fijos”, que vende artículos como colchones para las camas y ropa reciclada. Este establecimiento es visitado por numerosos clientes.

De igual forma en los bajos, hay un área de ventas para trabajadores por cuenta propia con la característica de ser impedidos físicos.

Aunque hay carteles advirtiendo de la posibilidad de derrumbe, no están en una zona visible para los que visitan las tiendas. Pero lo que no tiene lugar a dudas es que en un edificio en el cual peligra la vida de sus moradores, no se debería permitir la ubicación de centros comerciales que también ponen en riesgo a seres humanos que por desconocimiento van como clientes a estos sitios.

Los cubanos están acostumbrados a toda esta desidia, pero la irresponsabilidad debe tener un límite.

Informó desde La Habana, Cuba, Maritza Concepción Sarmientos, Red Cubana de Comunicadores Comunitarios.

lunes, 25 de agosto de 2014

Más accidentes, menos ómnibus #Cuba

Barcelona/ Mambises en A/ A pesar de que el parque de ómnibus de la ciudad está afectado, tanto en cantidad como en su eficiencia técnica, se pueden comprobar accidentes diarios en los que están involucradas las guaguas.

Por ejemplo, el pasado día 8 de agosto en la calle Santa María entre Maceo y Concha, en el municipio de Guanabacoa, ocurrió un choque entre un ómnibus de la ruta 195 con chapa B112780 y un camión del servicio de reparaciones de la Empresa Eléctrica con chapa HXB204.

El carro de la Empresa Eléctrica salía de la calle Concha, sin detenerse y comprobar que no transitara ningún vehículo por la izquierda, y en esos momentos bajaba el ómnibus que se dirigía a la Habana, con su carga de pasajeros, el impacto por la parte delantera le causó heridas leves al chofer del camión.

Todo se mantuvo inmóvil hasta dos horas más tarde, en que hicieron presencia en el lugar autoridades de la policía motorizada y la dirección administrativa del paradero, para investigar los hechos.



De igual forma -y producto de las noches de carnaval en la capital- en las calles Belascoaín y San Rafael, en Centro Habana, se produjo un choque a las 3 y 40 de la madrugada del lunes 18 de agosto, cuando el chofer de un Chevrolet de los llamados “Almendrón”, no respetó el STOP de la calle San Rafael, según afirman los que estaban presentes conducía en estado de embriaguez.

Al proyectarse contra un ómnibus articulado de la ruta P-9, perdió el control del vehículo y atropelló a una mujer con una joven que cruzaban la vía y a un señor que se encontraba parado en la esquina. El auto se detuvo cuando chocó una cafetería en cuc (peso convertible) nombrada Venus que se encuentra en la esquina de San Rafael y Belascoaín, rompiendo uno de sus cristales. Las tres personas impactadas fallecieron.



La solución al cristal roto ha sido un parche de cartón pegado con precinta.

Ninguno de estos accidentes es reportado por los medios, el régimen se limita a decir que ha crecido el número de personas fallecidas por choques en la vía y recomendar cuidado al conducir un vehículo.

Informó desde La Habana, Cuba, Judith Muñiz Peraza, Red Cubana de Comunicadores Comunitarios.

Sólo es un recuerdo #Cuba

Barcelona/ Mambises en A/ En la calle Industria esquina a San Martin en la Habana Vieja, se encontraba ubicado el teatro Capitolio, que posteriormente fue llamado Campoamor, daban buenas funciones y era muy asistido. Con posterioridad se convirtió en un albergue INIT (Instituto Nacional de la Industria Turística en aquel entonces, popularmente conocido como “posada”), algunas parejas no tenían los recursos necesarios para adquirir una habitación en un hotel -que en esa época no había que pagar en divisas- e iban a este sitio, que el costo era más asequible.

En la actualidad ya no es ni teatro, ni albergue INIT, ya que solo de él queda su esqueleto, convirtiéndose en una de las nuevas creaciones del régimen, un establecimiento para el criadero de ratas, cucarachas y mosquitos; de esos que no aumentan el PIB (Producto Interno Bruto) del país.

La vegetación -dentro de lo que fue el patio- da la impresión de un bosque, también de los balcones se pueden ver matas que cuelgan, sin ventanas ni puertas pues fueron arrancadas o deterioradas por el clima. En esas condiciones este teatro lleva más de 10 años.

La esquina donde está ubicado está llena de basura y de escombros, frente estaba también un cine con el nombre de Mégano, que después pasó a ser una sala de video, hoy tampoco funciona.

La Habana Vieja siempre se caracterizó por tener sus calles alumbradas, tiendas y cines con carteles lumínicos. Las arterías principales como Obispo y Muralla, le daban vida a este municipio.



Los que caminan por aquí y no conocieron lo que fue antes, no se percatan; pero los que nacieron antes de 1959, pueden observar que de lo que era ya no queda nada. Su paisaje está formado por edificios derrumbados, cines que ya no existen, calles oscuras, hoteles que quedaron al olvido, mendigos tratando de obtener limosnas de los extranjeros, en fin, para algunos sólo es un recuerdo.

Informó desde La Habana, Cuba, Julia Estrella Aramburo Taboas, Red Cubana de Comunicadores Comunitarios.

Gran Hotel #Cuba

Barcelona/ Mambises en A/ En la capital cubana la mayoría de los hoteles fueron construidos antes de 1959. Entre ellos se encuentran los hoteles: Sevilla, Inglaterra, Nacional, Habana Libre, etc., todos edificados en diferentes épocas y con distintas arquitectura.

Uno que fue muy famoso por su diseño y lugar en que se encontraba es el antiguo Gran Hotel, ubicado en la Habana Vieja. El célebre actor de cine mexicano, Mario Moreno Reyes (conocido como Cantinflas) filmó allí la película del mismo nombre en el año 1944, donde hacía el papel de bell boy.

El señor Rubén Acosta de 79 años y vecino de la zona, se acuerda de este suceso. Él vive hace más de 40 años en la calle Monserrate # 455 altos y cuenta que el hotel está en total destrucción y rodeado de andamios, los cuales intentan proteger las columnas que sostiene la edificación hace 20 años. Y al parecer muy conocedor de los artistas dijo: “Como lo cantó Carlos Gardel: veinte años no es nada”.

La realidad es que el Gran Hotel de Cuba, pues hay otros nombrados así por el mundo, se encuentra sumergido en una exuberante vegetación, sirviéndole de cobija a las aves.



Rubén, al igual que el resto de los pobladores de la zona, ansía volver a ver renacer el que fuera famoso Gran Hotel.



Informó desde La Habana, Cuba, Miladys Carnel González, Red Cubana de Comunicadores Comunitarios.

No es agua bendita #Cuba

Barcelona/ Mambises en A/ Los pobladores de San Antonio de los Baños, en Artemisa, Cuba, han optado por buscar agua para beber en la Iglesia Presbiteriana del pueblo, que está ubicada en la Avenida 39 entre 64 y 62.

La casa de Dios se ha convertido en el lugar a donde acuden muchas personas a buscar el agua para saciar la sed en sus casas, porque tienen dos filtros para purificar el agua, lo que evita tener que hervir el líquido para consumirlo.

Esto constituye un alivio para los pobladores que pasan trabajo con la cocción y que a algunos se les convierte en dinero, porque tienen que pagar la electricidad para poder hervir el agua.

También lo consideran como algo seguro, si se tiene en cuenta los brotes de cólera que han habido en San Antonio de los Baños, muchos provocados por la contaminación del agua potable con las aguas albañales.

En las mañanas puede verse a la entrada de la Iglesia Presbiteriana personas que salen con sus pomos de agua, debido a la demanda la Iglesia tomó la medida de llenarle a cada persona dos pomos de 5000 ml con el fin de que rinda y así no abusar de la capacidad de los filtros.

Esto se ha convertido en la solución de muchos para poder beber agua confiable. Cada persona va con sus dos pomos en las manos o en pequeños carretoncitos.



El acueducto de San Antonio de los Baños no representa una fuente segura de suministro de agua, por su mal cuidado y la falta de higiene de los depósitos del mismo, además de la forma indebida que tratan las aguas. Esto es del total conocimiento del Poder Popular y de la Dirección Municipal de Salud.

Informó desde Artemisa, Cuba, Bárbara Fernández Barrera, Red Cubana de Comunicadores Comunitarios.

Invasión en la Habana Vieja #Cuba

Barcelona/ Mambises en A/ Los vecinos de la calle Gloria entre Águila y Revillagigedo, municipio Habana Vieja, en varias ocasiones se han quejado a la Dirección Municipal de Comunales del Poder Popular, sobre la no recogida de basura y hasta la fecha no han resuelto el problema.

Ana Rodríguez vecina de la zona, habita en el #404 frente a un gran basurero, nos argumenta que ella tiene un niño de 8 años de edad y teme por la salud de su pequeño ya que se ha destapado una serie de enfermedades como el cólera, el dengue, la chikungunya, y ahora la posibilidad de la meningitis producida por el caracol gigante africano.

Además, Ana explica que esta basura acumulada lleva allí varios meses y por su amplitud casi llega al medio de la calle y en cualquier momento puede alcanzar un área hasta la entrada de su vivienda.

Entre los inconvenientes de este foco de infección está el hecho de que en su domicilio, que nunca ha habido ratas y cucarachas, en este momento se pasean por su inmueble como si fueran las dueñas.

Otros vecinos como Alejandro Martínez uno de los tantos afectados, se quejó que además de echar basura también vierten escombros de algunas de las viviendas que se encuentran en reparación. Enfatizó este señor que si esto sigue así los infectados de virus van a aumentar y los fallecidos también, y que en vez de seres humanos habitar la Habana Vieja será sitio invadido de ratas y cucarachas.


Lo cierto es que se puede estar fumigando las viviendas, molestando a sus moradores, pero si no se elimina la pésima higiene que existe en toda el área municipal, crecerán las epidemias.

Informó desde La Habana, Cuba, Julia Estrella Aramburo Taboas, Red Cubana de Comunicadores Comunitarios.

domingo, 17 de agosto de 2014

Akí hay un foco #Cuba

Barcelona/ Mambises en A/ Desde hace más de 20 años se encuentra apuntalado un local situado en la calle Monte esquina a Rastro, que pertenecía a una tintorería.

En un costado hay un letrero que prohíbe arrojar escombros y basuras, y los residentes de la localidad cumplen con ello de forma estricta porque los desechos los arrojan en el interior del edificio. El agua pútrida corre por la acera y adentro, y es imposible respirar.

Algunas partes del techo se han derrumbado, con el agravante que en los altos viven 4 familias compuestas de 11 personas, incluyendo 3 menores y 3 mujeres.

Ya una parte del piso del pasillo se derrumbó hace casi un año, según cuentan Santiago Solier Castillo y Antonio Jail Carrazábal, y agregan que fueron al lugar funcionarios de la Dirección Municipal de la Vivienda del Poder Popular, pero se limitaron a poner unas tablas y jamás volvieron.

Santiago Solier es procedente de la región oriental del país, y vive allí hace 20 años de forma ilegal, al igual que el resto de los vecinos.

Aunque nada le han resuelto las autoridades a estas personas que se mantienen en un constante peligro para sus vidas, en el lugar parece reinar la resignación. Y es que no tienen otra solución para vivir en el país de la justicia social.

Según plantean los vecinos en horas de la noche en los bajos pululan las ratas y los hurones. Como si fuera poco, tienen pintado en letras rojas en una de las chapas de zinc que cubre la planta baja del local, un letrero que dice: “Akí hay un foco de aedes”, que también es un símbolo de que en el país hay un foco de faltas de ortografía.

Los vecinos de este lugar son víctimas de varios de los graves problemas sociales por los que atraviesa el país: la falta de vivienda, la pobreza extrema y las epidemias; pero lo más grave es que no tienen la esperanza que en un futuro cercano se resuelva alguno de ellos.












Informó desde La Habana, Cuba, Arnaldo Ramos Lauzurique, Red Cubana de Comunicadores Comunitarios.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails