Buscar en archivos de Mambí en Acción

viernes, 29 de mayo de 2009

Los hechos hablan por sí solos


Foto tomada por el periodista Carlos Serpa Maceira. Mendigo cubano durmiendo en portal de tienda de la Calle Obispo, y para mayor pragmatismo lleva una boina con la figura del Ché Guevara.

La Habana, 29 de mayo.- No son pocos los cubanos que piden limosnas en las calles de la ciudad de La Habana, mientras que otros revisan los depósitos de basura buscando algo de comer, o duermen a la intemperie por no tener un lugar donde dormir.

Los hechos de los que les hablo, se localizan en cualquier lugar de la capital cubana, estimada en más de 2 millones de habitantes. En el conocido Bulevar de Obispo, en el corazón del casco histórico de La Habana Vieja, lugar de gran afluencia de turistas, ancianos frecuentan el lugar pidiendo dinero a nacionales y extranjeros. En otro de los casos se ha confirmado ocularmente a personas durmiendo en las calles. El Gobierno cubano no ha mostrado preocupación en solucionar un problema social de gran intensidad, que pica y se extiende en la sociedad cubana de estos tiempos. El régimen comunista ha lacerado en toda la extensión de la palabra, los factores socio-económicos y político.

Los medios de prensa en Cuba, todos bajo el control del Partido Comunista, no recogen estos temas. Ante la calamidad existente, en virtud de la hipocresía gubernamental, resurge con una fuerza descomunal, lo sentenciado por el Apóstol José Martí: “Con todos, y para el bien de todos“. El drama humano de cubanos extendiendo la mano a los transeúntes, implorando caridad, escarbando en la basura por alimentos, o durmiendo en la vía pública, marca profundas huellas en el presente y el futuro de Cuba.

Reportó desde La Habana, el periodista Carlos Serpa Maceira.

No hay comentarios: