Buscar en archivos de Mambí en Acción

martes, 9 de febrero de 2010

Declaración de la Liga Cubana Contra el Sida

Por Ignacio Estrada Cepero. Director Ejecutivo de la Liga Cubana Contra el Sida.


 

Se acrecienta en la isla la carencia de alimentos en la población afectada por el Virus de Inmunodeficiencia Adquirida VIH-SIDA.

Según ha podido comprobar la Liga Cubana Contra el Sida, organización no reconocida oficialmente radicada en Cuba con el objetivo de contribuir al mejoramiento de la calidad de vida en personas que conviven con VIH-SIDA, es lamentable lo que está aconteciendo en las provincias recorridas a finales del año 2009 y principios del 2010.

Se constató una desnutrición en los enfermos, trastornos digestivos asociados a la falta de alimentos adecuados para el uso de antirretrovirales, y un descenso en conteo de células CD4.

No es desconocimiento de las instancias superiores de salud pública de lo que acontece, a lo que hacen caso omiso. Es de aclarar que anteriormente existía un proyecto financiado por el Fondo Global de Naciones Unidas (PNUD) que suministraba a personas portadoras de esta enfermedad un paquete de alimentos que contenía lácteos, cereales, jugos, carnes enlatadas y aceite. Productos que tenían como objetivo alcanzar unas 7000 personas, debido al actual incremento del número de afectados, la ayuda ha sufrido variaciones y se ha visto suspendida en varias ocasiones. En lo que va del presente año existe una ausencia de más de tres meses. Hasta el momento se desconocen los motivos de ésta suspensión.

En otro de los casos el Ministerio de Comercio Interior tampoco brinda una alimentación a PVIHSIDA adecuada, y con lo establecido por el dietario médico vigente, no satisface las necesidades alimentarias existentes, debido a la mala distribución de estos productos por el Estado, lo que acrecienta el descontento debido a las diferencias en la asignación entre zonas dentro del territorio nacional. Hacemos referencia a discrepancias en pesaje y número.

Según la Organización Mundial para la Salud (OMS), la Organización Panamericana de la Salud y otros organismos internacionales, toda persona que conviva con VIH-SIDA debe de mantener una alimentación adecuada, rica en proteínas y minerales. El Ministerio de Salud Pública de Cuba (MINSAP) recoge lo antes expuesto en el libro Nutrición y Sida divulgado por especialistas del Centro Nacional de Prevención de las Infecciones de Transmisión Sexual y VIH-SIDA. Libro escrito por expertos nacionales.

La Liga Cubana Contra el Sida hace un llamamiento a los organismos internacionales radicados en Cuba a que exijan a los gobernantes cubanos el respeto a los pactos internacionales, y a su vez, exhorta a organizaciones como Fondo Global de Naciones Unidas (PNUD), Organización Mundial de las Naciones Unidas para la Lucha contra el Sida (ONUSIDA) y al proyecto holandés HIVOS que realicen periódicamente un monitoreo de los recursos donados para los fines de prevención, atención, asistencia, tratamientos, insumos y todo aquello que se destina para estos fines. Debido a la dudosa manipulación y distribución por parte de las autoridades además de un constante desvió para otros fines.

La Liga Cubana Contra el Sida, insiste en la necesidad urgente de reformas por parte del MINSAP y los organismos centrales del Estado cubano en cuanto a la política de atención y asistencia a las personas afectadas por esta enfermedad. Además, pide la entrada a la Isla de la Cruz Roja Internacional y representantes de ONUSIDA, PNUD, FAO, HIVOS, a la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas y a observadores internacionales para que comprueben lo antes expuestos, así como, las pésimas condiciones a la que son sometidos los reclusos enfermos con Sida que se encuentran cumpliendo condenas en las cuatros prisiones existentes en nuestra nación para estos fines.

Se debe aclarar que la situación de estas prisiones es realmente alarmante por el aislamiento que reciben los reos, la mala e irregular asistencia médica, pésima alimentación, inadecuada higiene, maltratos corporales y morales, así como, la existencia de celdas castigo.

La Liga Cubana Contra el Sida en informes pasados ha denunciado la responsabilidad del Ministerio del Interior y el sistema penitenciario cubano, al permitir la re-infección de otros reclusos, de forma irresponsable, a través de la auto inoculación del virus (inyectarse con una jeringa cargada de sangre infectada por vía endovenosa). Tal es el caso de once reclusos infectados por esta vía en la provincia de Camagüey. Todos ellos aun permanecen en celdas de castigo y sin la atención médica merecida. Situación por la que esta organización informó a las autoridades sanitarias, y aún, no han tomado parte alguna en el asunto.

En el plano de los derechos fundamentales de las PVIHSIDA, establecidos por el organismo internacional y reconocido por los países miembros, Cuba aún incumple los mismos, al impedir la libre asociación, la libertad de movimiento, el derecho al disfrute del asilo político, la libertad de expresión, el derecho a la maternidad, la censura a material informativo actualizado en materia de los avances científicos en materia de VIH y SIDA, además, de el impedimento del uso del Internet y la autodeterminación de residir en el lugar deseado.

La Liga Cubana Contra el Sida emite la siguiente declaración dirigida al pueblo cubano, a las personas que conviven con el VIH y SIDA, al cuerpo diplomático y a los medios de prensa radicados en la Isla.

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails